4a. Calle 5-51, zona 1 :: PBX. (502) 2504-8888

CONSECUENCIAS DE LA EXPLOTACIÓN SEXUAL

Las consecuencias para toda persona que es víctima de explotación sexual son de tipo físico y de tipo psicológico; sin embargo, cuando se trata de un niño las consecuencias son mucho más severas debido al escaso desarrollo físico y emocional de los menores para tolerar esos abusos.

Consecuencias Físicas:

  • Riesgo de Muerte Prematura: Por el ambiente deprimente, violento, de drogadicción y depravación que existe en los prostíbulos, el riesgo de una muerte prematura acompaña permanentemente a los menores explotados.
  • Enfermedades de Transmisión Sexual: El VIH, sífilis, gonorrea, herpes, hepatitis. No obstante, que varias de las enfermedades de contagio sexual pueden ser curadas, si son tratadas a tiempo, las condiciones de esclavitud hacen que tales se tornen incurables, pues las personas no son llevadas a ningún centro asistencial para que sean atendidas, para evitar que médicos o enfermeras tengan conocimiento del abuso sexual que se hace de la misma, y puedan denunciar el hecho.
  • Lesiones Permanentes: Debido al escaso desarrollo de los órganos reproductores en los menores, hace que el abuso sexual les ocasione lesiones permanentes.
  • Embarazos no Deseados: Dada la naturaleza de la actividad, existe permanentemente el riesgo del embarazo, el cual siempre tendrá un final trágico pues puede terminar en aborto, o con el nacimiento un niño que seguramente será explotado.

Consecuencias Psicológicas

Son estos efectos mucho más dañinos que los efectos físicos, pues aunque la explotación sexual cese, la persona ha sido condenada a sufrir permanentemente la deformación de su desarrollo y se le han negado las posibilidades de realizarse plenamente como ser humano y como ciudadano.

Entre los daños psicológicos pueden mencionarse:

  • Sentimientos de Culpa: Debido a indiferencia del Estado y de toda la sociedad, muchas veces el propio explotado se siente culpable, además, la explotación distorsiona el comportamiento de la persona y su manera de entender el sexo.
  • Baja Autoestima: Esta conducta acompañará a la víctima durante toda su vida, pues los daños han marcado su constitución psicológica.
  • Odio Contra la Sociedad: Al ser destrozados los valores de la persona explotada sexualmente quedará el resentimiento hacia la sociedad y la delincuencia como una la única forma posible de sobrevivencia.
  • Resignación: En muchos casos, aún cuando la explotación cese, la víctima se resigna a continuar en ese ambiente o bien la necesidad económica le obliga a ello. Intentos de suicidio.

Consecuencias para la Sociedad:

En el problema de la explotación sexual existen también consecuencias culturales o sociales porque se afecta a la sociedad en su conjunto.

  • Se forma un círculo vicioso de abuso y explotación: muchos de los explotadores también han sido víctimas de explotación y abuso sexual, que posteriormente repiten las agresiones, por lo que en la sociedad se incuba la raíz de este problema.
  • Las víctimas constituye un grupo numeroso
  • Es un problema que se multiplica.

 

 

Enlaces